lunes, octubre 26

Esta es una historia de tenacidad y esfuerzo. Se trata del episodio de Anna Cruz, uno de los más bonitos que ha vivido nuestro baloncesto. Sin embargo, la andadura comenzó mucho antes, quizás cuando un caballero llamado Fernando Martín decidió dar un salto oceánico y dejar de ser uno de los mejores para tener que ganar cada centímetro bajo tableros en un campeonato que no regalaba nada a los foráneos. Hoy, todavía tenemos resaca del brillante anillo obtenido por las Minnesota Lynx. De cualquier modo, sin tener nada en contra de la tierra de los hermanos Coen, este trofeo es más especial por la figura de Anna Cruz, quien ha logrado tener una contribución muy significativa en el éxito. 



En efecto, una española tuteando a las mejores jugadoras del mundo sin que se notase ninguna diferencia. Maya Moore, la espectacular anotadora, ha sido el buque insignia de una escuadra combativa, disciplinada y muy bien entrenada. Moore ha sido el estallido, el talento capaz de anotar 40 puntos en los Playoffs, cuando todas las demás manos tiemblan. Cruz no ha tenido ese foco cara al aro, pero, como bien recordaba Amaya Valdermoro, que de esto algo sabe, no es casualidad que su técnico haya colocado a la hispana en la marca de las estrellas contrarias. 



Trabajo de barricadas, esfuerzo ingrato buena parte del año... que ha arrojado el mejor de los frutos a la hora de la verdad. Por el camino se quedó nada menos que Marta Xargay, otro exponente de lo bien que se están haciendo las cosas en el basket femenino peninsular; la jugadora de las Phoenix Mercury vio como su equipo no logró frenar la fiebre de las de Minnesota, con el huracán Moore y un cohesionado bloque dispuesto a bancar a su jugadora franquicia en todo momento. 


Una serie dura contra Phoenix. No podía ser menos. Pero el plato fuerte se reservaba para la final. Es conocido en todos los rincones, en el resto de estados... es solo baloncesto. Cuando se supo que las Indiana Fever eran quienes disputarían el último asalto con Minnesota, a nadie pudo sorprenderle que se decidiera todo en el quinto encuentro a muerte súbita. Se esperaba exactamente eso de dos escuadras competitivas, más con el impulso que regalaban unas aficiones entusiastas y sedientas de la codiciada joya que inmortalizó Tolkien. 



Shenise Johnson y Marissa Coleman fueron la pesadilla de la defensa de Minnesota, bien que lo sabe Cruz. Lo mejor de este tipo de encuentros no aptos para cardíacos es la cantidad de chavalas y chavales que abran estado robándole horas a la madrugada del reloj para disfrutar de una de las drogas más sanas del mundo: la NBA y la WNBA tienen no pocos defectos, en alguna entrada hablaremos de ello, pero son unas fábricas de ilusión con un balón en manos difícilmente superables. 



El listón que habían dejado Pau Gasol y Amaya Valdemoro tendrá una nueva muesca en el revólver, otro nombre escrito con letras de oro. El Target Center sufrió un poco menos de lo esperado en la partida decisiva, el 69-52 no reflejaba la igualdad en la Final. Nuevamente, Cruz hizo feliz a su staff técnico, quien la premió con veinte minutos en pista. 4 rebotes por aquí, 1 recuperación, una asistencia, un triple clave por allá, etc. Muchos intangibles para sumar a lo que estaban dando las Renee Montgomery, Sylvia Fowless, Seimone Augustus... 


Si algo han tenido las Lynx en esta andadura es mucha personalidad. No se pusieron nerviosas ni con dos viajes a Indiana con la ventaja de campo perdida en su contra. Reaccionaron como campeonas y de forma inmediata. "Le dije a mi madre que ya me podía morir tranquila", afirmaba con honestidad brutal la heroína, una pionera en un lugar donde cuesta mucho hacerse un sitio y ella lo ha logrado. La taquilla de la 51 está allí por derecho propio. 



Igual que Larry Bird o Cheryl Miller, Cruz ha encontrado el Santo Grial en el sacrificio estival, cuando muchos rivales se toman un merecido descanso. Compromisos con la selección y su andadura estadounidense la han llevado a un bienio sin prácticamente descanso, hecho que resaltaba con acierto José Ignacio Huguet en su crónica de la jugadora de Badalona para Mundo Deportivo



Abran paso a la campeona. 



PRÓXIMA SEMANA: HOMENAJE A FLIP SAUNDERS



FOTOGRAFÍAS EXTRAÍDAS DE LOS SIGUIENTES ENLACES:



http://www.mundodeportivo.com/baloncesto/otros/20150928/201912230673/anna-cruz-gana-marta-xargay-minnesota-lynx-mercury-phoenix-final-wnba.html



http://www.sport.es/es/noticias/nba/anna-cruz-las-lynx-jugaran-anillo-wnba-cara-cruz-4581110



http://wane.com/2015/10/06/indiana-falls-in-game-two-wnba-finals-now-even/




Publicar un comentario en la entrada